¡Robin Thicke y Pharrell Williams pagarán casi 7,4 millones de dólares!

Robin Thicke y Pharrell Williams en el caso de 'Blurred Lines' y su indudable parecido con el clásico 'Got To Give it Up'. En total deberán pagar casi 7,4 millones de dólares, una cifra considerable que ha sacudido a la industria de la música.

Las reacciones han sido cuantiosas y casi todas condenando la decisión de los tribunales. Argumentan que es un golpe a la creatividad y la posibilidad de incluir referencias a otros temas del pasado a modo de homenaje o inspiración.

Se ha discutido además en portales como Twitter y Facebook la cantidad de parecidos que existen entre unas canciones y otras, y lo difícil que es determinar si hubo plagio o si simplemente se trató de una coincidencia al componerlas.

Puede que la repercusión sea negativa en sus carreras de ahora en adelante, más allá del golpe económico que tendrán que afrontar en breve.


Comentarios